0 Carrito
Añadir al carrito
    Tiene artículos en su carrito
    Tiene 1 artículo en su carrito
      Total
      ¿Qué material elegir para nuestras gafas de sol?

      ¿Qué material elegir para nuestras gafas de sol?

      ¡Hola a tod@s!
      Hoy vamos hablaros sobre cómo encontrar las gafas de sol más adecuadas, según varias características, como el presupuesto, tipo de protección/filtro o los materiales de fabricación de la montura.


      Todas las gafas de sol son básicamente iguales en funcionalidad cuando se trata de protección. Esencialmente todas filtran los rayos UVA y UVB y lo hacen acompañado de varios colores, revestimientos, tintes y otras tecnologías que permitan maximizar el confort y la funcionalidad de las gafas. En cuanto a los materiales hay dos que son los más comunes cuando se trata de monturas para gafas de sol: Metal y Plástico.

      Pero, ¿cómo saber que materiales hay que elegir y, lo más importante, cuál es la diferencia entre ellos? ¡Lo explicamos en el blog de mejorcongafas!

      MONTURAS DE METAL

      Acero inoxidable
      Las monturas de acero inoxidable son ligeras, fuertes, duraderas, flexibles y resistentes a la corrosión (no se oxidan facilmente). Pueden ser producidos en acabados mate o pulidos dependiendo del acabado. Son el material que hay que buscar en monturas más baratas. Puesto que el acero es un material barato hoy en día, y su aplicación en las gafas no requiere de ningún tratamiento complejo que encarecería el producto.

      Metal con memoria
      El metal con memoria es una aleación de titanio compuesto de 50/50 de titanio y níquel combinados. Estas monturas son extremadamente flexibles y vuelven a su estado original si son deformadas, lo que los hace ideales para los niños y para cualquiera que realmente ponga énfasis en sus gafas en el uso diario.

      Titanio
      Este es un material de primera calidad que es muy fuerte, duradero y resistente a la corrosión. Es tan ligero que se utiliza en todo tipo de deportes motorizados para fabricar las piezas de metal más ligeras disponibles. También es hipoalergénico, lo que lo convierte en un material perfecto para monturas de gafas, aunque ya podemos decir que se empiezan a encarecer con este material.

      Titanio Beta

      Esta es una aleación hecha de titanio en su mayor parte, pero mezclada con pequeñas cantidades de aluminio y vanadio. Estos metales hacen que el titanio sea más flexible para facilitar el ajuste y la adaptación.

      Berilio
      Es una alternativa de bajo costo al titanio y resiste la corrosión y al desgaste. Lo que lo convierte en una excelente elección para cualquiera con alta acidez de piel o para quien pase una buena cantidad de tiempo en ambientes cercanos al mar. También es muy flexible y fuerte, pero aún así mantiene la ligereza que debe caracterizar a las gafas.

      Monel
      Un material muy popular y barato hecho de una aleación de níquel y cobre. Es más barato de hacer, la calidad realmente depende del revestimiento utilizado y se decoloran con el tiempo debido al cobre. Además, puede causar reacciones en la piel con el tiempo.

      Aluminio
      El aluminio ofrece lo mejor de las capacidades de ambos mundos en términos de fuerza, peso y resistencia. Las monturas hechas de aluminio son ligeras y altamente resistentes a la corrosión.


      MONTURAS DE PLÁSTICO

      Policarbonato
      Es un tipo de plástico relativamente barato y también uno de los plásticos más populares utilizados en gafas. Aunque es muy barato y duradero, se vuelve quebradizo con el tiempo.

      Zyl / Acetato
      Este es un material barato y ligero, y puede disponer de varios colores. Se trata del material más utilizado cuando se trata de monturas de diseño más caras: el acetato. Un plástico de alta calidad originado de los recursos renovables de la madera y fibras de algodón natural. 

      Nylon
      El nylon es fuerte, ligero y flexible, pero al igual que el policarbonato, puede volverse quebradizo con el tiempo. Últimamente han aparecido diferentes mezclas que sustituyen al nylon, como las poliamidas, copoliamidas y gliamidas, que son más duraderas. De hecho, se esta empezando a utilizar este material para las gafas impresas en 3D.

      Propionato (Nylon)
      Este es un plástico de nylon que es fuerte, flexible, ligero e hipoalergénico. El propionato se usa a menudo en monturas deportivas debido a su durabilidad y naturaleza flexible.

      TR90 (Nylon) (Tecnología de monturas con memoria)
      Producido mediante tecnología suiza como un material termoplástico increíblemente duradero, flexible y ligero. El TR90 es nuestro material, ya que es sumamente ligero y ofrece una sensación de que realmente hay que llevarlo para creer. La mayoría de nuestras gafas de sol, si no todas, tienen el material TR90 que presentamos como monturas hechas con nuestra tecnología de monturas con memoria.

      COMBINACIÓN DE MATERIALES
      Muchos de estos materiales pueden combinarse para ofrecer un marco híbrido hecho de un frente de plástico y sienes de metal, o viceversa. Los marcos combinados han vuelto a aparecer en los últimos años. Hasta ahora, Mariener sólo lleva marcos completamente de plástico (TR90), pero podemos cambiarlos cuando el tiempo avance.

      Todo lo que debes saber sobre el coste de las gafas de sol

      Todo lo que debes saber sobre el coste de las gafas de sol

      ¡Hola a tod@s! 

      ¿Cómo lleváis el jueves? Hoy queremos hablaros sobre todo lo que hay detrás del coste de unas buenas gafas de sol. Nuestro anterior post con Dani, os gustó mucho, así que hemos aprovechado para hacerle más preguntas.

      Factores de las lentes que hay que tener en cuenta

      La protección contra los rayos UV y la polarización no son los únicos factores que influyen en el coste y la calidad de las lentes de las gafas de sol.

      Hay muchos materiales con los que se pueden fabricar los cristales y que varían en términos de calidad y claridad, así como muchos tipos diferentes de revestimientos para estas lentes. Las gafas de sol con lentes de alta claridad costarán más, pero harán que su uso sea mucho más cómodo para la visión.

      También hay que señalar que los revestimientos especiales de las lentes, como los espejos, los antirreflejos, los resistentes a los arañazos y los hidrofóbicos, suelen aumentar el coste.

      Pero eso no significa que haya que desembolsar una cantidad enorme de dinero por unas gafas de buena calidad. Las gafas de sol más baratas pueden ser eficaces, sobre todo si se compran a una marca de confianza. Nuestro óptico Daniel, nos muestra algunas pautas adicionales para elegir un par de gafas de sol.

      "Primero es importante escoger lentes que tengan un color perfectamente combinado y que no presenten distorsiones ni imperfecciones", aconseja. "Las lentes también deben tener un tinte uniforme, no más oscuro en una zona que en otra". Lo recomendable es un tinte gris, que es especialmente útil cuando se conduce, ya que ofrece el mejor reconocimiento del color".

      También Daniel recomienda observar que las lentes no estén distorsionadas. "Mira a través de ellas a una línea recta que tengas cerca, como el borde de una puerta. Mueve lentamente la lente y verás las imperfecciones. Si el borde recto se distorsiona, se balancea o se curva, tus lentes deben bloquear la luz, así que pruébatelas frente a un espejo. Si se ven los ojos con demasiada facilidad, es probable que las lentes no sean lo suficientemente oscuras".

      El material de la montura también afecta al coste

      Las monturas más caras se fabrican con acero inoxidable o titanio, que son metales más resistentes. Además, estos metales no te irritan la piel como las monturas baratas, que suelen estar hechas de níquel. De hecho, muchas personas son alérgicas al níquel y no lo saben hasta que se ponen unas gafas. También hay que destacar que las monturas de plástico baratas son difíciles de ajustar y mantener ajustadas. Algunos plásticos son frágiles y pueden agrietarse o romperse con facilidad, y por supuesto la calidad del metal afecta a la durabilidad.

      Una montura de sol de menor precio utilizará aleaciones metálicas que son una mezcla de muchos metales como el latón y el cobre para reducir el coste, que son metales blandos y se deforman con facilidad.

      Aun así es importante encontrar una montura que se ajuste a los ojos y se adapte a la forma de la cara, para evitar la exposición a los rayos UV por todos los lados, incluso por detrás.

      La marca, el marketing y la personalización hacen subir el precio

      En lo que respecta a las gafas de sol, un precio más elevado no significa necesariamente que el producto sea mejor. Siempre que las gafas de sol o graduadas satisfagan tus necesidades y ofrezcan protección contra posibles daños oculares, el precio de unas gafas tiene relativamente poco que ver con la calidad del producto.

      Señaló que un pequeño número de empresas ha dominado el sector de las gafas durante mucho tiempo y ha mantenido los precios artificialmente altos. Lo que mucha gente no sabe sobre las gafas de sol y de vista es que la gran mayoría de las marcas no hacen ni fabrican sus propias gafas, sino que tienen la licencia de un proveedor externo. Así que lo que realmente estás pagando es el marketing y la marca en contraposición a las monturas reales.

      Una vez que tengas unas gafas de sol protectoras, asegúrate de llevarlas todo el año

      Encontrar las gafas de sol más funcionales es cuestión de elegir los cristales adecuados y asegurarse de que la montura se adapta a la cara. Aunque las gafas que cumplen estos requisitos no tienen por qué ser caras, el estilo que elijas, la marca y las características adicionales pueden hacer subir el precio.

      Sea cual sea tu preferencia personal en este sentido, lo más importante es que lleves las gafas de sol con regularidad.

      La gente suele ser mucho más diligente a la hora de proteger sus ojos de los rayos UV durante el verano, sin embargo, tiende a descuidar esta tarea durante el invierno, a pesar de que los rayos solares pueden ser más dañinos durante los meses de invierno. Hay que llevar gafas de sol siempre que se esté al aire libre, ya sea trabajando, conduciendo, haciendo deporte, dando un paseo, haciendo recados o haciendo cualquier cosa al sol. La sobreexposición al sol puede provocar efectos irritantes y dolorosos a corto plazo en los ojos.

      Esperamos que os haya servido y recordad que siempre se esta ¡mejorcongafas! Os esperamos en nuestras redes sociales, ¡un saludo!